Terapia de Biomagnetismo
Biomagnetismo

Terapia de

Biomagnetismo

Revolucionaria y Eficaz Terapia Magnética

 

El Biomagnetismo es una terapia complementaria desarrollada por el Dr. Isaac Goiz Durán de México, que a través de magnetos busca el equilibrio del Ph en el organismo. Previo al Biomagnetismo del Dr. Isaac Goiz de México, desde la antigüedad hasta hoy, se desarrolló fuertemente el sistema curativo denominado Magnetoterapia que ya había percibido ciertos efectos sedantes, y desinflamantes del polo norte del imán, o bien estimulantes y aceleradores del crecimiento de las células con el polo sur.

En la década de los setenta el Dr. Richard Broeringmeyer de Kentucky USA, descubrió que el uso de imanes podía potenciar de forma más eficiente el método de diagnóstico a través del principio de “respuesta muscular inteligente”, que fuera descubierto por el Dr. Goodheart en los años sesenta.

Fue a partir de 1988 que el Dr. Goiz comenzó a desarrollar sus investigaciones con campos magnéticos en la salud, a partir de los trabajos previos del Dr. Richard Broeringmeyer de Kentucky USA, para posteriormente llegar a descubrimientos sobresalientes que lo llevaron a estructurar su Biomagnetismo como una terapia simple y extremadamente eficiente.

El Dr. Goiz utilizó también como sistema de diagnóstico el principio de la respuesta muscular inteligente, pero en su caso utilizó un notable fenómeno energético de recogimiento de la pierna derecha del paciente, para detectar los puntos donde había desequilibrios en el organismo.

Es así como después de muchos ensayos e investigación, logró descubrir el genial concepto del “par biomagnético”, que sienta las bases para vislumbrar radicales cambios en la futura medicina.

El par biomagnético podríamos graficarlo como la existencia en el cuerpo de puntos específicos que van hermanados y presentando polaridades magnéticas contrarias, Norte y Sur como en un imán común. Al igual que en el caso de los puntos de acupuntura, la ubicación de estos pares biomagnéticos están ya definidos por el Dr. Goiz en un mapa del cuerpo.

Con el transcurso del tiempo se fueron descubriendo nuevos pares hasta llegar hoy a una cifra cercana a los 250 pares.

Cuando estos pares se desequilibran, en el polo sur de ellos se concentran focos de determinados virus (ya identificados por sus nombres) en un ambiente de Ph ligeramente más ácido, mientras que en el polo norte se ubican ciertas bacterias también previamente identificadas, pero en un medio de Ph algo más alcalino que en el resto de los tejidos.

El Dr. Goiz logró determinar además que entre ambos focos de virus y bacterias se establece una comunicación a distancia, en forma de ondas electromagnéticas, en lo que se conoce como bioresonancia magnética, lo que permite la retroalimentación energética entre dichos microorganismos, los que se potencian en su virulencia y capacidad de resistencia frente a los anticuerpos del sistema inmune.

Cuando a través del test descrito, se identifican los pares biomagnéticos desequilibrados e infectados, sobre los puntos correspondientes de estos pares, se colocan imanes redondos, de la misma polaridad y de una fuerza superior a los 1000 gauss, lo que produce una interrupción de la retroalimentación energética, y simultáneamente se tiende a corregir el Ph alterado. Esto redunda en el exterminio de los mencionados microorganismos que pierden su sustento energético.
El tiempo de colocación de los imanes es de alrededor de 20 minutos, y para conseguir los mejores resultados se recomienda una secuencia de al menos 3 sesiones, separadas de una semana entre una y otra.

Hay que destacar que este tratamiento biomagnético extermina con gran efectividad especialmente a los virus, lo que la medicina convencional hasta la fecha no consigue. Por su pequeñísimo tamaño y rapidez de reproducción el virus no soporta el impacto magnético que altera su ADN y produce un verdadero cortocircuito en su estructura electromagnética. Al liberarse de estos indeseables huéspedes el paciente experimenta substanciales mejorías.

Si consideramos que los virus están presentes en la gran mayoría de las enfermedades, algunas de ellas consideradas como incurables, entonces podemos imaginar los alcances extraordinarios que este método tiene para la salud humana.
A la fecha se han estudiado, diagnosticado y atendido con este procedimiento, durante doce años aproximadamente a unos 60,000 pacientes, llegando a conclusiones muy importantes. El biomagnetismo médico, por ser un procedimiento de orden físico y natural así como externo, no produce yatrogenia ni efectos colaterales indeseables.

La constante investigación del Dr. Goiz desde la perspectiva del Biomagnetismo, lo llevó a interesantes e importantes descubrimientos en variadas dolencias de difícil tratamiento como: cáncer, SIDA, esclerosis múltiple, fibromialgia, diabetes, hepatitis, leucemia, reumatismo, artritis, pancreatitis, hipertensión, epilepsia, psoriasis, herpes, Alzheimer, lupus, glaucoma, alergias, cardiopatías, y otras enfermedades virales.

Sin pretender que el Biomagnetismo sea una panacea para curarlo todo, sin embargo el porcentaje de alivio y mejoría que los pacientes experimentan es suficientemente notable como para justificar su empleo, idealmente en conjunción con otras terapias que tratando el área emocional, ayuden a subir el sistema inmunológico.

Es bien sabido que los organismos superiores pueden ser portadores asintomáticos de microorganismos patógenos, aparentemente en las mucosas de los sistemas respiratorio y digestivo. En realidad lo hacen en los pares biomagnéticos y por ello, el biomagnetismo médico es también un procedimiento preventivo de la salud, al detectar oportunamente la patología, aún antes de su manifestación clínica.

El primer par biomagnético descubierto en 1988 por el Dr. Goiz fue el del síndrome de inmunodeficiencia humana (SIDA), que se genera en el timo y el recto desde las primeras horas en que se instala el virus, produciendo en el enfermo dos fenómenos simultáneos: inmunodeficiencia y seropositividad. Este conocimiento le ha permitido a este científico la loable hazaña de revertir esta enfermedad en miles de casos debidamente registrados y comprobables.

En los años posteriores el Dr. Goiz se dedicó a investigar la relación de este conocimiento con la etiología del cáncer. Este extenso trabajo quedó plasmado en su libro "El fenómeno tumoral" que fue recientemente publicado por la Escuela de Medicina de la Universidad de Loja en Ecuador. En este obra básicamente se plantea que en el origen del crecimiento caótico de las células cancerígenas, también está presente la influencia de determinados virus, bacterias, hongos y parásitos que según sea el tipo de cáncer, se combinan de distintas formas para agredir y finalmente desquiciar el orden genético del núcleo de las células y provocar la multiplicación descontrolada de ellas.

VIDEO FILMADO POR MEDICO ESPAÑOL DONDE CONFIRMA LA EFECTIVIDAD DE ESTA TERAPIA

 

Terapeuta y profesor: Andres Troncoso V.

Biomagnetismo (curso realizado con el Dr. Goiz)
Reiki Usui (I Nivel)

Para solicitar más información en:
Email: biorenaser@gmail.com
Tel. (+562) 2334 30 25 / Cel. 9 - 674 9230

Reportaje de la Televisión de Ecuador

 

Completo reportaje a la base cientifica del Biomagnetismo, por un canal de la televisión Ecuatoriana.

Ver video Biomagnetismo

Último reportaje realizado al Dr. Goiz en Ecuador

 

Muy buen reportaje realizado al Dr. Goiz, creador del Biomagnetismo, por un canal de la televisión Ecuatoriana.

Ver video Biomagnetismo

Biomagnetismo - Estudio realizado en Europa

 

Eficacia del Biomagnetismo como terapia.

Ver video Estudio de la Terapia de Biomagnetismo

Nuestras Próximas Actividades

Terapias de Biomagnetismo

HORARIOS: Lunes a Viernes, entre las 10 a 21 hrs
  Sábados, entre las 10 a 14 hrs.

Reserve su terapia con anticipación. Si desea una terapia fuera de este horario, consulte disponibilidad para coordinar una hora.

 

Actualmente sólo se están realizando Sesiones en nuestro Centro y a Domicilio dentro de la Región Metropolitana.

CURSOS DE BIOMAGNETISMO

<== Volver a Terapias